Ayuno durante el embarazo

¿Cuántas horas debo pasar sin comer?

Muchas veces nos preguntamos… ¿es peligroso el ayuno en el embarazo? La respuesta es SÍ…

Es sabido que la restricción energética condiciona una mayor susceptibilidad a la cetosis, que ya está de por si aumentada durante el embarazo. Los cuerpos cetónicos atraviesan la barrera placentaria y, en exceso, pueden ocasionar daño neurológico en el feto. Si bien para que ocurran estos daños, el ayuno debe ser sostenido e importante, hay que prestar especial atención durante la consulta a una embarazada en indagar al respecto.

Muchas veces las intolerancias alimentarias así como el ritmo de vida de la mujer actual condicionan la ingesta y muchas madres caen en ayunos prolongados.

Aunque se conoce que el feto puede metabolizar cuerpos cetónicos hasta cierto grado, son inciertos los efectos a corto y a largo plazo de la cetonemia materna.

Después de un ayuno nocturno, las concentraciones corporales maternas de cetonas son mayores en las embarazadas que en las no embarazadas y aveces se observa cetonuria (cuerpos cetónucos en orina).

Se ha postulado que la determinación de cuerpos cetónicos en la orina es un indicador de la adecuación de la ingesta calórica durante el embarazo y que niveles extremos de cetonemia pueden ser un indicador de desnutrición materna con competición materno fetal por los nutrientes y de mayor riesgo de muerte fetal o neonatal.

El aporte energético a partir del cual el riesgo de cetosis se eleva depende lógicamente del peso y talla de base de una mujer.

Muchas veces se piensa que el ayuno es necesario durante el trabajo de parto, pero esto no es así. Si la mujer tiene voluntad de comer, una ingesta de colaciones livianas puede ayudarle a mantener la energía durante estas horas.

El objetivo principal de la dieta en el embarazo es lograr que la gestante mantenga un buen estado nutricional. Debemos trabajar con pautas alimentarias que lleven a la mujer a alimentarse en forma adecuada en calidad y cantidad y que se traduzcan a la vez en formas prácticas de mejorar la alimentación y la ingesta bajo el concepto de respetar la individualidad y lograr que sea adaptada a cada persona.

Consulta siempre a un/a Nutriólog@ especialista en el tema para una mayor orientación.

Agregar un comentario

Your email address will not be published.

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*